16 de octubre de 2017

Tostadas francesas

De vez en cuando no está mal darse un caprichito, en este caso han tocado unas sencillas y exquisitas french toast, receta super conocida ya que es uno de los platos más solicitados en los tan de moda brunch.
Comparándolo con nuestro recetario, son semejantes a las torrijas aunque su elaboración y resultado final son diferentes, siendo las principales diferencias qué estás no se sumergen en leche si no en todos los ingredientes juntos, y acaban dorandose el mantequilla, en vez de freírse en aceite.
Además otra de las grandes virtudes de esta receta, es que sirve para aprovechar el pan del día anterior, o al que le quede poco para pasarse de fecha. En este caso yo las he realizado con pan de molde, como en su versión original aunque por supuesto para aprovechar los buenos panes que hay en nuestra zona podemos usar una barra rústica o cualquier pan de miga.

¡Espero que os guste!






(2 Uds)
INGREDIENTES:

- 2 Rebanadas de pan de molde
- 1 Huevo
- 50 ml de leche
-  1 Cda de azúcar
- C/s de canela en polvo
- 1 Nuez de mantequilla



PREPARACIÓN:

Disponemos dos rebanadas de pan de molde que estarán un poco duras..

En un plato, disponemos el huevo.

Echamos la leche.

Agregamos el azúcar.

 Bartimos y añadimos la canela al gusto

Pasamos la rebanada de pan de molde por la mezcla.

Primero por un lado y después por el otro.

En una sartén al fuego colocamos una nuez de mantequilla, calentamos hasta que derrita.

 Pasamos las rebanadas por la sartén con la mantequilla caliente.

Una vez que los bordes comienzan a dorarse, le damos la vuelta y dejamos que se dore por el otro lado.

A medida que estén hechas las disponemos en un plato, una sobre otra.

 Espolvoreamos un poquito de azúcar y canela más por encima.
Éste es el resultado final de nuestras tostadas francesas.

Y así es como se ven por dentro.
¡Qué aproveche!



Si te gusta ésta o cualquiera de mis recetas, y la preparas, sube una foto a las redes sociales para poder ver lo bien que te ha quedado.
Etiquétame en Facebook, Twitter, Google + , Pinterest, o Instagram, bajo el hastagh #AndreítaComeDeTodo.
Seguir con la receta

10 de octubre de 2017

Arroz con carrillera de cerdo y setas

Hace un año, sentada junto a mi madre en el sofá de mi casa del pueblo, veíamos el programa de cocina de la 1.
Ella estaba empezando una mantita de ganchillo que hoy en día yo estoy intentando acabar sin pena ni gloria, y yo seguramente estaba con alguno de mis cuadros de mi manta de tricot, y mientras tanto charlábamos acerca de todo y de nada... Pero el día que los hermanos Torres cocinaron esta receta de arroz, nos quedamos sin habla, teníamos la boca hecha agua.
Y eso que ella detestaba las setas, y que los sabores fuertes como el de la carrillera ibérica no le iban mucho... Pero como todo en esta vida, solo hace falta no poder hacer una cosa para tener unas ganas terribles de ella.
Así que al día siguiente intentar mitigar un poco esa gula con una crema de champiñones, pero obviamente no fue lo mismo.
Está receta recuerda por su sabor, por su aroma, por ese aspecto de montaña, a una de esas tipicas recetas de arroces de hierro, de fuego de leña, de interior. Y por si lo dudáis, está más buena de lo que pueda parecer, y eso que tiene buena pinta, ¿Eh?

¡Espero que os guste!


Ésta es mi aportación al reto:
En el reto de la Cocina Typical Spanish, el blog anfitrión nos dará un requisito ya sea un ingrediente, un plato, o una forma de preparación que tenemos que hacer.
Ya inaugurado el verano, llega el momento de disfrutar muchos frutos estacionales, tales como el mundo de las setas, que tan interesantes son, y tan buenas están.
¿Me acompañáis a ver las recetas de mis compañeros en La cocina TS. #TiranMas2SetasTS.





(3 pax)
INGREDIENTES:

- 200 g de arroz bomba
- 2 Carrilleras ibéricas
- 100 g de surtido de setas
- 1 Cebolla
- 1 Diente de ajo
- 1 Tomate
- 1/2 Pimiento rojo
- 800 ml de caldo de carne
- C/s de romero
- C/s de tomillo
- 1 Chorro de vino Montilla Moriles
- 1 Cda de pimentón
- C/s de sal
- Perejil al gusto



PREPARACIÓN:

Conseguimos unas carrilleras de cerdo ibérico, están muy ricas, tienen una cantidad rezonable de grasa infiltrada que hacen que resulten muy tiernas.
Las limpiamos retirándoles la telilla que las recubre con ayuda de un cuchillo.

Troceamos las carrilleras, que será lo primero que va a cocinarse ya que tiene un tiempo de cocción de 30 minutos aproximadamente.

En una parisien con un chorro de AOVE caliente, metemos las carrilleras y dejamos que se doren.

Agregamos la cebolla y el pimiento rojo cortado en mirepoix.
También el diente de ajo machacado.

Agregamos las hierbas aromáticas, tomillo y romero, que le va muy bien al guiso, dándole un toque "de campo".

Agregamos el pimentón, sofreímos un poco para que la carne coja el color.

E inmediatamente, agregamos el tomate que hemos rayado, desechando la piel.

Dejamos que el tomate se integre y el conjunto reduzca durante unos minutos.

Agregamos el vino Montilla Moriles, que le agregará aroma.
Dejamos que se evapore el alcohol.

Entonces, agregamos el caldo de carne, y dejamos que tome calor hasta que rompa a hervir.
Podría ser agua, ya que va cargado de ingredientes y sabor no le va a faltar.
Dejamos cocer a fuego medio durante 30 minutos aproximadamente, para que la carrillera se cocine y el conjunto tenga mucha sustancia.

Entonces, agregamos el arroz.
Como veis, lo hacemos al contrario que en otras ocasiones en las que hemos hecho arroces, echando el arroz tras el caldo, en vez de sofreír el arroz primero para conseguir un delicioso arroz caldoso.

Dejamos que comience a hervir de nuevo.

Agregamos el surtido de setas, en éste caso son champiñones, setas de cardo, girgolas, shimeji y senderuelas.
También le va muy bien los níscalos, sobre todo si son cogidos por ti mismo.

El almidón del arroz hará que el caldo se vaya espesando durante los 18 minutos que tendremos el arroz cociendo.

Inmediatamente, para que se mantenga caliente, servimos en un plato hondo y espolvoreamos con perejil, y si queremos darle un toque, con un poco de tomillo limonero.
Éste es el resultado final de nuestro arroz caldoso de carrillera de cerdo y setas.

Como veis la pinta es excepcional, el sabor es mucho mejor.
¡Qué aproveche!



Si te gusta ésta o cualquiera de mis recetas, y la preparas, sube una foto a las redes sociales para poder ver lo bien que te ha quedado.
Etiquétame en Facebook, Twitter, Google + , Pinterest, o Instagram, bajo el hastagh #AndreítaComeDeTodo.
Seguir con la receta

5 de octubre de 2017

Flamenquín ibérico con pimientos

Dani García entro en la Escuela de Hostelería de Malaga La Cónsula a los 18 años.
Durante los tres primeros aprendió la base de la gastronomía nacional y cuando en 1996 entró en el restaurante de Martín Berasategui en el País Vasco cambio su idea de la cocina.
De ahí pasó a formar parte de la plantilla en varios restaurantes malagueños.
En 1998 inauguró su primer restaurante en Ronda, el Tragabuches, y en el 2005 abrió su afamado restaurante Calima, con los que ha conseguido ser dueño de tres estrellas Michelín.
Su cocina es innovadora y con contrastes, pero a su vez rescata los sabores tradicionales de la cocina del sur de España, habiendo conseguido situar el ajoblanco, el gazpacho o la pipirrana en auténticas delicias culinarias que se pueden degustar en sus restaurantes.
¡Espero que os guste!


Ésta es mi aportación al reto:
En éste reto se nos dice un chef conocido, ya sea internacional o nacional, y los participantes subimos una receta de él, o simplemente basada en él.
La verdad es que me gusta mucho la cocina de éste chico, y en cuanto empecé a indagar por la red, quede prendada de ésta receta típica andaluza, y con su toque.
Si queréis echarle un vistazo a las recetas por las que se han decantado mis compis, podéis hacerlo en Cooking the chef. Dani García.





(2 pax)
INGREDIENTES:

- 4 Filetes de lomo de cerdo 
- C/s de romero
- C/s de tomillo
- 2 Dientes de ajo
- C/s de sal
- 20 ml de AOVE
- 4 Lonchas (80g) de jamón ibérico
- 40 g de pimientos asados
- 2 Huevos 
- C/s de pan rallado



PREPARACIÓN:

Pedimos cuatro filetes de lomo de cerdo sin adobar, de 1 cm de grosor aproximadamente.
Dejamos fuera de la nevera durante media hora, para que estén a temperatura ambiente y sea más fácil manejarlos. 

Con ayuda de un espalmador, o como en mi caso si no dispones de él, con un rodillo de cocina, espalmamos la carne para dejarla más fina y estirarla en la medida de lo posible.

En el mortero, disponemos los dientes de ajo, el tomillo y el romero al gusto, dependiendo de lo que nos guste ese sabor.

Con la mano del mortero trituramos y añadimos el AOVE, hasta formar un majado.

Pintamos los filetes por ambos lados con el majado.
Dejamos reposar en la nevera durante 24h para que cojas el sabor del adobo casero que hemos hecho.

Pasado el tiempo, comenzamos a preparar lo que va a ser el relleno de nuestros flamenquines.
En la receta original únicamente están rellenos con jamón, pero en éste caso también vamos a agregarle pimientos asados caseros en conserva.

Sobre cada uno de los filetes, disponemos una de las lonchas de jamón ibérico.

Y sobre este, unas pequeñas tiras de pimiento asado.

Comenzamos a enrollar sobre si mismos los filetes por el lado más largo, hasta formar unos rollos como éstos.

Pasamos por los huevos batidos.

Después por el pan rallado.

Entonces los dejamos en un plato durante 30 minutos aproximadamente, para que el pan rallado se adhiera y se seque.

Freímos en una sartén con abundante AOVE.

Hasta que se doren por toda su superficie.

Servimos inmediatamente.

Acompañamos de unos pocos de pimientos asados más, aunque el chef Dani García recomienda hacer con estos una salsa.
Éste es el resultado final de nuestros flamenquines.

Así es como se ven al corte, súper apetecibles.



Si te gusta ésta o cualquiera de mis recetas, y la preparas, sube una foto a las redes sociales para poder ver lo bien que te ha quedado.
Etiquétame en Facebook, Twitter, Google + , Pinterest, o Instagram, bajo el hastagh #AndreítaComeDeTodo.
Seguir con la receta

© Andreíta come de todo

Diseñado por: Patricia Becerra -Las Cosas de mi Cocina-